Podés ver los programas anteriores ingresando al link



CONTRA TODO Y TODOS



 Quilmes cayó frente a Boca, jugando realmente bien, 3-2 en Mendoza. Julián Bonetto abrió el marcador para el Decano con un GOLAZO a los 5’ del partido. Rápidamente, Benedetto empató (7’) y Morales (34’) estiró la ventaja. Ya en el complemento, Langoni puso el 3-1. Descontó para Quilmes, el “Tanque Pavone”. 

El partido se interrumpió por incidentes en la tribuna cervecera. 


La familia de Quilmes fue bastardeada por un pauperrimo operativo policial, con la Policía de Mendoza y la APREVIDE como principales responsables. “Cerveceras” y “Cerveceros” viajaron durante largas horas, dejando todo de lado para alentar al decano.  Las autoridades sólo se encargaron de empuñar la fiesta, pasearon a los 17 micros por todo Mendoza y arribaron sobre la hora. En la cancha la Policia Montada atacó sin un foco de conflicto y durante el partido hizo ojos ciegos a la hora de que plateistas Xeneizes se metieron en tribuna de Quilmes a agarrar una bandera. 


Nos solidarizamos con nuestro pueblo cervecero.


La APREVIDE amenaza con que el partido frente a Maipu de Mendoza, por la última fecha, sea sin publico o únicamente con socios. Se confirmará en las próximas horas.